NUEVAS MOVILIZACIONES

 

 

Francia prevé movilizaciones "más fuertes" de los 'chalecos amarillos'

 

La prefactura de Cher prohíbe las concentraciones en Bourges, en el centro del país

 

El Periódico

 

París - Viernes, 11/01/2019 | Actualizado a las 13:56 CET

 

Protesta de los chalecos amarillos en Lille, en el norte de Francia / PHILIPPE HUGUEN (AFP)

 

Las autoridades francesas preveen que el sábado volverán las manifestaciones de los 'gilets jaunes' (chalecos amarillos) con más fuerza que la semana pasada. El director general de la policía nacional, Éric Morvan, anticipa que se podrían producir "movilizaciones como las de antes de las vacaciones de Navidad". 

 

El prefecto de la policía de ParísMichel Delpuech, ha confirmado la creación de un dispositivo de seguridad excepcional, que cuenta con 5.000 agentes de la policía y 14 vehículos policiales en la capital gala. En toda Francia se movilizarán 80.000 agentes. Las últimas concentraciones han sido más bajas que las de principios del movimiento, el día 5 de enero las autoridades cifraron en 50.000 personas manifestándose en toda Francia.

 

Delpeuch apunta que a pesar de la bajada de asistencia de las últimas convocatorias, ha habido un aumento de la violencia en las manifestaciones, provocadas por "pequeños grupos" que priorizan ir a por los "centros de poder".

 

Prohibiciones

 

La prefecta de Cher, Catherine Ferrier, ha anunciado este viernes la prohibición de toda concentración de chalecos amarillos para el sábado en el centro de Bourges, ciudad donde el colectivo 'Francia en Colera' es relevante. La ciudad es importante debido a su situación geográfica en el centro del país. Las autoridades prevén movilizaciones importantes el sábado. Ferrier ha declarado en la cadena BFM TV que ha decretado prohibir concentraciones en el centro de la ciudad. 

 

Según un evento anunciado en la red social Facebook, 2.700 personas confirman su participación en una protesta en el centro de la ciudad por la mañana. Un total de 13.000 personas han indicado que están interesadas.

 

El alcalde de Bourges, Pascal Blanc, ya ha tomado medidas como el cierre de edificios públicos entre ellos museos, bibliotecas  y el Ayuntamiento. El mobiliario urbano se ha desmontado y se han incrementado el número de medidas de seguridad para evitar que cualquier objeto que pueda convertirse potencialmente en proyectil en manos de los manifestantes.

 

 

Más información

 

Edouard Philippe, primer ministro de Francia, antes de la entrevista en TV.

Francia endurece la ley para hacer frente a la violencia en las protestas de los chalecos amarillos

 

El boxeador Cristophe Dettinger golpea a los policías franceses para defender a los chalecos amarillos.

El exboxeador francés que defiende a golpes a los 'chalecos amarillos'